Cocinas Reales

Cocinas de hoy y de siempre

Cocinas Reales

Pensamientos en mi cocina

Entiendo las cocinas como un lugar “premeditado”. Las cocinas pueden ser grandes, pequeñas, luminosas o no. Lo cierto es a veces no se puede elegir el espacio donde estará la cocina y viene impuesta por las circunstancias. Suspirar por una cocina con isla o por una cocina con luz natural porque la tuya da a un patio interior, puede ser legítimo pero nada de esto tiene que significar tener una cocina despersonalizada. Todo lo contrario. La cocina puede ser el lugar perfecto para decorarla sin complejos. Que te apetece poner unas preciosas macetas, no te cortes, todas las que quieras, o poner un espejo, o colgar unas cestas…Las cocinas pueden ser un fiel reflejo de nuestros gustos.

(Página 1 de 8)

FRIDA FOR EVER

«Pies para que os quiero, si tengo alas para volar» Frida Khalo

De que Frida nos gusta a tod@s no me cabe la menor duda, sus icónicas flores adornando su cabeza, sus cejas e incluso su incipiente bigote, estas dos ultimas características no solo no le restan ni un ápice de belleza, sino todo lo contrario; la subliman, su vestimenta, sus frases…todo envuelve su figura con un halo mágico que la ha hecho eterna.

Decir Frida es pensar en colores intensos, vivos, como ella, que continúa entre nosotros presente y latente, quizás porque fue precursora en otros aspectos, no sólo como la pintora excepcional que fue, en una época donde el mundo estaba regido en masculino, convirtiéndose en todo un símbolo del feminismo y de superación personal

Este post es un sencillo homenaje a la bella Frida

Constanza de @apuntodenieve
Tazas recién salidas del horno de Carolina de @terrafertilceramicas
Sonsoles @sonsolesdeco
Felipe @la_habitacion103
Naty @amo.mi.casa.bonita
Las bellas Fridas de Tanja, de @_gipsy_queen
Ana de @eltallercitodemilamores
Diana de georges_mummy

Anahi de @la.lova.design ⤵

Las bellas Fridas de Rashmi de @shabby_viola⤵

No puedo ni debo despedirme sin antes dar las gracias a tod@s l@s que me han «prestado» sus fotos para que pueda ilustrar mi post, al igual que a tod@s l@s que sacáis un ratito de vuestro tiempo para leerme, a tod@s y como diría mi admirada Frida «…yo os cielo…»

A mi hermana a la que adoro❤

LA COCINA DE CELESTE

«Acaricia tus visiones y sueños, ya que son los hijos de tu alma, las huellas de tus logros.» Napoleón Hill

Si me preguntas cuales son las cocinas que más me gustan te diré que me gustan todas, pero claro, todas las que tienen algo parecido a alma, las que se muestran tal y como son, sin complejos, porque para que una cocina me seduzca sólo necesita ser autentica y no de un gran presupuesto. Y ejemplo de esto último que os digo es la cocina que hoy os traigo y que pertenece a Celeste de @viejitoyvintage y puedo aseguraros que el amor a primera vista existe, pues su bonito color (creado por ella misma) me atrapó nada más verla, confieso que es uno de mis favoritos, pero una vez que me sumergí en ella descubrí que la cocina tiene muchos tesoros, pero no escondidos, si no a la vista y que son los que la hacen acogedora y diferente y es por ello que se me hizo imperativo «presentarla en sociedad». Tiene todo el atractivo de lo hecho a mano, de lo restaurado, reciclado, pensado e incluso soñado, comprobadlo vosotr@s mism@s:

El «patio azul» a donde va a dar la cocina y que sirve de introducción a la cocina de Celeste

Ella se toma su tiempo para hacer las cosas,» porque es difícil encontrar los materiales indicados para cada espacio, hay que saber esperar y buscar sin desesperar…todo a su tiempo»

Zona izquierda, central y derecha…
Leer más

COCINA ECLÉCTICA

«Más es más y menos es aburrido». Iris Barrel

Voy a intentar explicaros porqué soy una fan incondicional de este estilo tan, tan personal. Pudiera ser por su falta de reglas a la hora de decorar o mejor dicho «la no pretensión de decorar». Una cocina ecléctica no sigue ninguna pauta preestablecida en cuanto a colores, materiales y objetos decorativos. Lo paradójico es, que para no ser un estilo estrictamente definido es fácilmente reconocible. Puede tener aires étnicos, country, shabby e incluso puede ser algo hippy o boho, pero no seguirá ningún patrón, por lo que el resultado será una cocina tan libre de prejuicios que no dejará absolutamente a nadie indiferente. Son cocinas con personalidad propia.
Su máxima: «más es más», hacen que se encuentren en el otro extremo de lo convencional y por supuestísimo del tan denostado por mí estilo minimalista, del cual ya dejé la impronta en otro post de esta misma sección, por lo que no hace falta que me reitere.

Las cocinas eclécticas tienen «soul», de eso no cabe la menor duda, no he encontrado ninguna cocina de este estilo que no la tuviera, y si una cocina no tiene alma estoy segura que el resto de la casa tampoco la tendrá. Si bien es cierto que hay que tener cierto grado de atrevimiento o de osadía para unas cocinas que siempre se encuentran en constante evolución, pues las dueñas de las mismas tienen por lo general un espíritu inquieto y un tanto anárquico, lo que hace que estén continuamente cambiando, incorporando objetos ya sean propios de la cocina o bien otros que no lo son, pero que sirven para dar ese aire tan diferente y especial. Y en todas encontrarás plantas, esos imprescindibles y maravillosos seres vivos, testigos mudos de nuestro quehacer diario y que en estas estancias tan vividas no pueden ni deben faltar.

Pero pasemos a los ejemplos gráficos algo que estoy deseando mostraros, dos cocinas absolutamente chics y rompedoras y que espero que os encandilen tanto como a mí:

La siguiente cocina pertenece Kathryn Hitchings dueña de la cuenta @knitchings, estupenda tejedora, por cierto, a mí me encantan sus calcetines, nos os la perdáis y a la que doy la gracias por su amabilidad.

Esta cocina tiene un estilo maximalista y barroco que me encanta… y ahí está Gladys una perfecta dama en pleno postureo máximo. Adorable.
Leer más

INFUSIONES Y SORTEO

» Una amistad es como una taza de té. Debe ser clara, transparente y debe verse el fondo» Refrán chino.

La semana pasada cuando pasaba y me recreaba por uno de los pasillos de unas de mis tiendas favoritas que hay en un centro comercial, dedicada a la decoración del hogar y en concreto al menaje de cocina, mis ojos se posaron un bonito y alegre bote para las infusiones. Fue amor a primera vista, no lo niego. Durante un rato mantuve una dura pugna conmigo misma porque la verdad es que ya tengo una lata muy vintage, en las que guardo mis preferidas.

Pero mis pies seguían clavados frente al bote de cerámica. No podía dejarlo allí. Pero claro que iba hacer con otro, no tenía sentido, ni espacio en mi pequeña cocina. Me alejé, deleitando mi vista en otros bellos artículos, pero no conseguía quitarme de la cabeza el dichoso bote. Y obedeciendo a un impulso irrefrenable, (aunque tengo que confesar que ofrecí poca resistencia) y tal y como dijo Oscar Wilde «puedo resistirlo todo menos la tentación», lo cogí con ambas manos, con cierto temor a que se me escurriera de ellas, mientra pensaba «mío por fin». Pero lo cierto es que lo será por poco tiempo, pues he decidido sortearlo por lo que finalmente será para algun@ de vosostr@s.

Leer más

FLORES COMESTIBLES

«Siempre hay flores para aquellos que desean verlas» Henri Matisse

Os habéis fijado lo bonitos y estéticos que resultan todos los postres adornados con flores. De hecho todo lo que esté acompañado por ellas dará como resultado un embellecimiento instantáneo. Tienen ese mágico don.

Seguramente, ya sabíais que algunas flores, no sólo adornan primorosamente algunos platos de cocina, sino que además son comestibles. Y es que todo lo que está relacionado con ellas resulta enormemente apasionante. No dejan nunca de asombrarme, no solo por su belleza y aroma, sino por su versatilidad, ya que pueden ser consumidas en bebidas, sopas, almibares, jaleas, ensaladas, carnes y pescados.

Debemos de tener en cuenta que para poder utilizarlas de modo seguro se hace necesario conocer las que sí son comestibles (no todas las flores lo son) y a ser posible que sean cultivadas o cuidadas por nosotros, ya las tengamos en nuestro propio huerto, jardín o macetas. Las que compramos directamente de la floristería tienen demasiados pesticidas, algo lógico, teniendo en cuenta que hay que preservarlas de todas las plagas y enfermedades a las que están expuestas.

Leer más

Página 1 de 8