Cocinas Reales

Cocinas de hoy y de siempre

LA COCINA DE GABY

«Mi casa es el reflejo de una vida slow y relajada. Donde hoy se prioriza la naturaleza y los espacios donde puedo reciclar materiales para poder así decorar en plena libertad de expresión» Gaby

El binomio blanco y negro como opción en la cocina y hablando de lo netamente decorativo, nunca lo contemplé, aunque aclaro que la cocina de Gaby es mucho más que un estilo decorativo, algo que podéis comprobar si os pasáis por su creativa cuenta @vintangetea_arte . Pero volviendo al hilo inicial en el que os decía que a mí el blanco y negro, pues eso, que ni frío ni calentura. Pero llegó Gaby y le dio la vuelta a ese prejuicioso pensamiento. Nada lastra más en esta vida que mantenerte en tus trece. No lo confundamos con inconstancia o volubilidad, es sencillamente evolucionar, algo extensible y aplicable a la vida en general, porque ¿de qué sirven las opiniones si las circunstancias, siempre caprichosas, junto con su amigo el tiempo, ya se encargan de que las cambies. Muchas cosas, incluidos ciertos sentimientos, ya no son los mismos. Porque mantenerte siempre férreo en una idea, ¿eso sería intransigencia, no?, nada es tan inamovible, por lo menos en decoración que no sea susceptible de cambio más concretamente en lo que se refiere a colores. Si echo la vista atrás, me río, de mí misma ¿Quién me iba a decir que iba amar con frenesí todo lo antiguo, todo lo vintage y que iba a darle su merecido valor y lugar a todo lo hecho a mano con esmero y cariño? Y que no querría ver un mueble lineal, sin carisma, ni personalidad ni en pintura. Querid@s amig@s abogo por el cambio, por los pequeños o por los grandes, por los que aportan, por los que suman y por los que actúan como bálsamo para nuestra alma y nos dan paz. Creo que seguiremos hablando de esto en más ocasiones pero toca ya hablar de la protagonista de hoy y dar paso a algunas imágenes de su cocinita, que lleva implícita la marca de la casa que es más ni menos que las vivencias de su dueña y de su aprendizaje de vida.

Hoy os traigo una cocinas hecha a sí misma. Algo que dicho así de corrido puede parecer fácil y os aseguro que no lo fue. La linda cocinita de Gaby ha ido metamorfoseando (tuve que mirar la dichosa palabrita en el diccionario😅) a medida que su dueña se ha ido mimetizando con el lugar donde vive; en la bella e inmensa Patagonía. Ella lo cuenta con su maravillosa prosa, que es poesía, en el feed de su cuenta.

Gaby en un alarde de valentía dejó la ciudad y una vida segura, desprendiéndose de todo lo material, que en la mayoría de las ocasiones lo cobra en una factura tiránica y estresante. En definitiva esta cocina lleva pareja una historia de superación de dificultades absueltamente enriquecedora e inspiradora. No fue fácil.

Señoras y señores, la cocinita de Gaby ⤵

Valor, paciencia, saber hacer, cariño, pasión, arte… ella es Gaby

Querida Gaby tú eres inspiración en estado puro y amabilidad, pura amabilidad, gracias por prestarme tu cocinita.

Y desde este tórrido verano del sur, me despido, no sin antes daros las gracias por pasar por aquí, gracias desde el fondo de mi corazón.